jueves, diciembre 20, 2007

Una historia.

Dios estaba cansado de que los hombres le pidieran cosas, entonces pensó: Voy a descansar un poco, quiero retirarme por un tiempo". Reunió a sus ángeles consejeros y les preguntó: ¿cuál sería el lugar ideal donde pudiera esconderse?
Unos dijeron que en la cima de una gran montaña, otros que en el fondo del mar, o tal vez en una pequeña isla en medio del océano. ¿Quien lo buscaría allí? Mejor en un lejano planeta, nadie lo podría encontrar. Entonces Dios le preguntó al más viejo y sabio de todos los ángeles ¿Adónde crees que debo ir? El ángel, sonriendo, respondió: ¡Escóndase en el corazón humano! Es el único lugar donde ellos no buscarían".
Todos sin excepción queremos ser felices, anhelamos nuestro bienestar, pero: ¿En verdad dónde esta la felicidad? ¿En qué consiste?
Nos pasamos la vida buscándola por todos lados sin encontrarla... pensando que es un lugar o una meta que alcanzar. La felicidad es ese sentimiento de sentirte a gusto contigo mismo, con lo que haces, con el lugar donde te encuentras en este momento. ¿Sabías que puedes ser feliz ahora mismo, ahí donde estás, si lo decides valientemente?
Muchas personas buscaron la felicidad en el dinero, adquirieron y acumularon riquezas y por conseguirlas y cuidarlas no las pudieron disfrutar, perdieron su salud, su familia, sus amigos y su vida en el empeño de acumularlas. Algunos envejecieron ricos y solos, dejando su plata y sus propiedades sin encontrar la felicidad.
Otros buscaron la felicidad en el poder, manejaron y manipularon la vida de muchos, fueron temidos y envidiados, pero a la final resultaron solos, visitados solamente por el interés y la ambición de sus allegados, sin conocer nunca la compasión, la alegría, el verdadero amor o la amistad desinteresada.
Un grupo más pequeño la busco en la fama, pero ésta se esfumaba todas las noches cuando el teatro quedaba vacío y ya no había aplausos, tanta soledad después de esa gran multitud hacía que el silencio fuera ensordecedor.
Otros más trataron de encontrar la felicidad en el placer. Cuán efímero es el placer… aumentando las dosis cada vez más, hasta hastiarse por ya no sentir nada.
Dios colocó la felicidad en un lugar donde nadie pudiera robarla, comercializarla, esconderla o apropiarse de ella, la colocó en el lugar más seguro del mundo y en el más accesible de todos, la colocó en nuestro interior, al lado del corazón, en donde reside nuestra alma.
Los vacíos internos sólo se pueden llenar con pensamientos, sentimientos y actos positivos, desinteresados y bondadosos.

domingo, noviembre 18, 2007

domingo, septiembre 30, 2007

Los 4 Acuerdos

Mi blog es clic AQUI



1.- No supongas. No des nada por supuesto. Si tienes duda, aclárala. Si sospechas, pregunta. Suponer te hace inventar historias increíbles que sólo envenenan tu alma y que NO TIENEN FUNDAMENTO.

2.- Honra tus palabras. Lo que sale de tu boca es lo que eres tú. Si no honras tus palabras, no te estás honrando a ti mismo; si no te honras a ti mismo, no te amas. Honrar tus palabras es honrarte a ti mismo, es ser coherente con lo que piensas y con lo que haces. Eres auténtico. y te hace respetable ante los demás y ante ti mismo.

3.-Haz siempre lo mejor que puedas. Si siempre haces lo mejor que puedas, nunca podrás recriminarte nada o arrepentirte de nada.

4.- No te tomes NADA personal. Ni la peor ofensa. Ni el peor desaire. Ni la más grave herida. Según la tradición Tolteca, poniendo en práctica estos cuatro acuerdos tu vida puede cambiar, siempre y cuando seas impecable con ello. En la medida que alguien te quiere lastimar, en esa medida ese alguien se lastima a sí mismo. Pero el problema es de él y no tuyo.

Ventanas de Luz

CUANDO VOY A ALCANZAR LO QUE CON TANTO ESFUERZO BUSCO?
Esta pregunta me la hacia yo cuando decidí salir de las sombras.
Vivía tenso por mi mente pasaba y repasaba las mismas palabras, las mismas opciones y los mismos pensamientos sin llegar a nada y aumentaba mi ansiedad, perdiendo tiempo, energía y buen humor
La respuesta que encontré a mi pregunta y la de ella se llama "SERENIDAD"
Siempre existen y existiràn las dificultades , los tropiezos lo cual hace que se rápido la llegada de la desaparición , sentirnos tristes, irritables, desganados y muchas veces en una calle ciega o sin salida.
Lo tropiezos los tienen todos y muchos dirán que la serenidad es para los serenos , en realidad no es así , la diferencia radica en como cada quien enfrenta y resuelve sus problemas ,por tal razón el valor de la serenidad no es exclusiva de nadie.
Ahora que la conozco me doy cuenta que con ella se puede mantener un estado de ánimo apacible y sosegado aún en las circunstancias más adversas, esto es, sin exaltarse o deprimirse, encontrando soluciones a través de una reflexión detenida y cuidadosa, sin engrandecer o minimizar los problemas.
Como se que la serenidad no la venden en el hiper mercado o en Makro pues un día pregunte a Patricia Cabrera , y como se adquiere serenidad?
Respuesta:
Marcos:Nos empeñamos en encontrar la solución casi de manera simultánea al surgimiento del problema, algunas veces se da, pero no siempre.
Es muy común que los adictos y no adictos reaccionen y actúen por impulsos , hacerlo le quita la oportunidad a tu inteligencia de ver las caras que tienen los problemas , es decir no puedes dilucidar las opciones que hay.
Me dieron un mapa el cual me permitiò reflexionar y caminar hacia la serenidad:
*-Ocuparme en algo:Aunque suene contradictorio pensar en mantener la atención rodeados de tanta tensión y preocupación, pero es posible salir de ese estado encaminando nuestros esfuerzos a realizar nuestras labores con la mayor perfección posible es liberar nuestra mente, salir del círculo vicioso y estar en condiciones de analizar las cosas con calma. No existe mejor distracción que el propio trabajo y la actividad productiva.
*-Abrirme saliendo del encierro ensimismado:Encontramos mejores soluciones cuando buscamos el apoyo y el consejo de aquellas personas que gozan de nuestra confianza.
*-Disfrutar la alegria ajena:compartir con los demás u disfrutar su alegria , riendo gozando , dejando de un lado la cara y la actitud derrotista, sin duda que la vivir más alegre me ayudó u mucho.
*-Cuidarnos físicamente: Parece elemental y obvia esta observación, pero hay personas que se sienten afectadas de tal modo que dejan de comer y dormir por sus preocupaciones. Todos sabemos que las personas se vuelven más irritables ante la falta de alimento y descanso, por lo tanto, este descuido merma nuestra capacidad de análisis y decisión.
Distraernos del problema sin darnos cuenta; cuando volvemos a ser conscientes del mismo, nos sentimos liberados de la ansiedad y el pesimismo, es entonces cuando podemos pensar y decidir.
REFLEXION:"La serenidad no es estar a salvo de la tormenta, sino encontrar la paz en medio de ella. No podemos evitar el viento, pero podemos construir molinos"